top of page

Los Aceites Vegetales: ¿Amigos o Enemigos de la Salud?


En el mundo de la alimentación, los aceites vegetales han sido objeto de controversia y debate.


¿Son realmente beneficiosos para la salud o pueden tener efectos negativos?

En este artículo, exploraremos los hallazgos científicos relacionados con los aceites vegetales y su impacto en nuestra presión arterial. Con información respaldada por estudios clínicos y expertos en el campo, descubriremos cómo el procesamiento y el calentamiento de estos aceites pueden afectar nuestra salud.


El Ciclo Vital de los Aceites: Es importante comprender que los aceites vegetales, en su estado natural, son organismos vivos que contienen oxígeno y electrones. Estos elementos los hacen propensos a la oxidación y al deterioro. La industria alimentaria, con el fin de prolongar su vida útil, ha implementado procesos de calor intenso para matar los componentes vivos del aceite. Sin embargo, este tratamiento también conlleva la pérdida de energía y la disminución de la vitalidad celular.


La Energía Celular y la Cadena de Electrones: Nuestro organismo requiere energía para funcionar correctamente. En cada célula, las mitocondrias son responsables de producir energía en forma de ATP (trifosfato de adenosina) y generan una corriente eléctrica llamada cadena de electrones. Esta cadena de electrones es vital para mantener el funcionamiento celular adecuado. Cuando las células pierden energía y electrones, pierden su vitalidad y su capacidad para llevar a cabo los procesos metabólicos esenciales.


Estudio Científico sobre Aceites Vegetales Calentados: En un estudio realizado en 2011 por el Dr. Jaarin y su equipo, se examinaron los efectos de los aceites vegetales calentados en la presión arterial de ratas de laboratorio. Debido a la ética involucrada, este tipo de investigación no se realiza en seres humanos. Los resultados mostraron que el consumo de aceites como la canola, soya, maíz y girasol, que han sido sometidos a altas temperaturas, se asoció con un aumento en la presión arterial.


Aceites Recomendados y Alternativas Saludables: Con base en la evidencia científica, se sugiere evitar el consumo de aceites vegetales altamente procesados y calentados, como la canola, soya, maíz y girasol. En su lugar, se recomienda el uso de aceite de coco y aceite de oliva. El aceite de coco, al ser una grasa saturada, tolera mejor el calor sin degradarse. Por otro lado, el aceite de oliva es una opción saludable para aderezos y cocción a fuego medio. Estos aceites no solo son seguros, sino que también conservan su capacidad de almacenar energía y electrones.


Los aceites vegetales calentados pueden tener un impacto negativo en nuestra salud, particularmente en relación con la presión arterial. Los estudios científicos demuestran que los aceites altamente procesados y sometidos a calor intenso carecen de la vitalidad necesaria para proporcionar energía a nuestras células. Esto puede llevar a una disminución del metabolismo y una compensación del corazón, que aumenta la presión arterial.


Es fundamental tomar decisiones informadas sobre nuestra alimentación y optar por aceites más saludables y menos procesados. Al elegir aceite de coco y aceite de oliva, podemos garantizar una ingesta de grasas más beneficiosas para nuestro organismo. Recordemos que la alimentación juega un papel crucial en nuestra salud, y elegir los ingredientes adecuados es esencial para mantener un estilo de vida saludable.


¡Protege tu salud y toma decisiones conscientes respecto a los aceites vegetales que consumes! Recuerda que en MYO Genetics te ayudamos a determinar lo que tu cuerpo y piel en verdad necesitan. Contáctanos al (614)2538291.


Entradas Recientes

Ver todo

Parte 2: La Verdad Detrás de las Etiquetas de Productos

Bienvenidos de nuevo a la segunda parte de nuestra serie, "Cómo Leer Etiquetas de Productos". En esta sesión, continuaremos desmitificando las etiquetas de alimentos y suplementos para que puedas toma

Comments


Publicar: Blog2_Post
bottom of page